Actualidad

Fin de semana para hacer turismo gastronómico con el Grupo K.

Diseño sin título (3)
Comparte en tus redes este link

Hace unos años, un grupo de amigos, paisas, vieron en Cúcuta la oportunidad perfecta para emprender. Fue así como nació el Grupo K, empresarios que le dieron vida a cinco restaurantes: Inka, de especialidad peruana, An’k de parrilla y fusión, Viank de pizza y pastas, Karbón & Son de parrilla y ambiente rumbero, y ahora Quinta K de pizza, tragos y parrilla (localizado en Chinácota).

Estas deliciosas opciones ubican a la ‘Perla del Norte’ como una ciudad que crece a nivel comercial, especialmente en el ámbito gastronómico. Eduardo Cadavid, socio del Grupo K, afirmó que Cúcuta es un mercado atractivo para explotar “donde hay mucho por hacer”. Él la compara con la situación de Medellín hace algunos años “porque antes la oferta de restaurantes allí era limitada y la gente poco salía a comer. Empezaron a surgir lugares con diferentes propuestas y así se fue adquiriendo el hábito de comer fuera de casa”.

Pero no es suficiente solo con abrir nuevos negocios; entender al cliente, además del buen servicio y la calidad de la cocina, es fundamental para mantener la atención del público, ese ha sido el secreto del éxito de los proyectos del Grupo K.

Otro aspecto necesario es crear una cultura organizacional fuerte para que el buen clima laboral impacte positivamente a nivel externo. Por eso los colaboradores de los cinco restaurantes son capacitados, asisten a integraciones y son estimulados con un salario digno, con bonos y la entrega total de las propinas dejadas por los clientes.

La gastronomía es sin duda un sector que se proyecta como un gran jalonador de la economía local y departamental, diversas opciones siguen llegando para enriquecer la oferta comercial. El consejo del Grupo K a la hora de invertir es identificar los tipos de cocinas que le hacen falta a Cúcuta, así se puede sorprender a los comensales.

Quinta K: La apuesta campestre.

k

Pensar en Chinácota es olvidar el caos de la ciudad para contemplar la majestuosidad del campo acompañado de un plato ligero y una taza de café o de una exquisita copa de vino. Ese es el concepto del restaurante Quinta K ubicado en Chinácota, la nueva apuesta gastronómica del Grupo K.

Quinta K es un sitio que como su nombre lo dice, evoca a las antiguas quintas al mejor estilo rústico, con zona de hamacas, puffs y amplios espacios verdes donde las personas pueden relajarse, armar su plan sobre el prado, charlar, tomarse selfies y compartir una merienda al son de las notas musicales del Chill Out, Bossa Nova, Lounge y el Deep House, sonidos que amenizan el ambiente tranquilo del lugar.

El gran protagonista en Quinta K es un horno en ladrillo refractario que impregna el toque artesanal de la leña en sus pizzas y cacerolas. A su lado, están las brasas que encienden una parrilla donde los diferentes cortes, pescados, las brochetas y las picadas quedan a término de cocción.
Una deliciosa carta es digna de disfrutar si va acompañada de un espumoso vino, por eso en Quinta K hay variedad de cosechas, marcas y cepas para que los comensales escojan la que mejor les sepa. Según Andrés Sanabria, gerente de Grupo K y administrador de Quinta K, en el restaurante se ofrecen vinos a precios asequibles con un fin específico, “generar una cultura del consumo del vino en el departamento. Con botellas desde 40 mil pesos y de buena calidad se pretende acabar con la idea de que un vino es costoso y que solo los estratos altos lo pueden consumir”.

De lunes a jueves a partir del mediodía se viven ‘Las tardes felices’ en Quinta K, el precio de la sangría baja, las comidas rápidas, las ensaladas, las arepitas y las bebidas calientes están a la orden para acompañar la merienda. Los domingos son divertidos para los pequeños de la casa con pintucaritas, juegos inflables y juegos didácticos.

Quinta K está hecho para todo el mundo, sin importar la hora ni el día, si llueve o hace sol, en pareja o con amigos, hay diferentes espacios pensados para que todos se sientan identificados y sobretodo muy cómodos.

Comentarios de facebook