Autos

¡Mujeres al volante! Lo que ellas deben saber sobre autos

mujeresalvolante
Comparte en tus redes este link

Atrás quedó el concepto: “Los autos son cosa de hombres”. Hoy, las mujeres son independientes, y los carros son un elemento clave que les ha dado libertad, movilidad y confort.

Aquí te proponemos que te amarres el cinturón de seguridad, enciendas los motores y nos acompañes a un viaje donde conocerás las cosas imprescindibles que toda mujer debe saber acerca de los autos.

– Pregúntale al mecánico. Cada vez que lleves tu auto a arreglar, dedícale tiempo a charlar con tu mecánico, despeja con él tus dudas y toma sus sugerencias. Puedes consultarle sobre el cambio de aceite del motor, pedirle que verifique la presión de aire en los neumáticos, chequee el nivel de aceite de los frenos, el desgaste de llantas y el nivel de combustible que debe traer tu vehículo.

megan-fox-00085

– Presta atención a las luces de tu vehículo, fíjate si funcionan y están limpias, incluyendo las luces de los frenos, las intermitentes y las luces de emergencia.

– Mantener el nivel adecuado de presión en las llantas es muy importante para los que estén a bordo. La presión de los neumáticos varía por cada tipo de auto y por el uso que se le dé al vehículo. En la cara exterior del neumático o en el manual de tu carro viene la presión correcta. La baja presión del aire incrementa la flexibilidad de las paredes laterales de la llanta, lo que produce un recalentamiento que puede desestabilizar el coche; la posibilidad de que el neumático sufra una ruptura se incrementa y se acelera el desgaste.

Image1

– ¡No llegues al punto en el que se encienda el foco rojo del tablero por falta de gasolina! Los autos modernos son muy delicados, ya que la bomba de gasolina es sumergible y sin combustible en el tanque se puede llegar a quemar. Deja siempre aproximadamente un cuarto de gasolina en el tanque para evitar que la bomba sufra alguna avería.

– Fíjate dónde se encuentran las herramientas necesarias para cambiar neumáticos, como la palanca conocida como “gato” y la llave de cruz. Recuerda que siempre debes traer una llanta de repuesto, que debe ser revisada regularmente para que esté en óptimas condiciones para cuando la requieras.

Comentarios de facebook