El barrio Cuberos Niño tiene nueva institución educativa para la construcción de paz.

La comunidad del barrio Cuberos Niño está de celebración. La nueva sede Nuestra Señora de los Ángeles, del colegio Santo Ángel, ubicado en el barrio Cuberos Niño, ha sido recuperada y ya está al servicio de la comunidad educativa.

El alcalde de Cúcuta, Jairo Tomás Yáñez Rodríguez, junto a la comunidad del barrio, el comandante de la Policía Metropolitana de Cúcuta, los titulares de la secretaría de Educación, Infraestructura, Seguridad Ciudadana, Prensa y Comunicaciones, el director del Director del Departamento de Bienestar Social y el gerente de la EIS Cúcuta S.A. E.S.P inauguraron el colegio conocido como Luis Carlos Galán en el barrio Cuberos Niños, una obra que impacta positivamente en un territorio catalogado de alta complejidad en el que dejó de ser una ‘olla’ del narcotráfico, foco de inseguridad para el sector, y se convirtió en una nueva Institución Educativa, renovada completamente para recibir a 320 estudiantes.

“No solo estamos entregando este colegio, que ha sido producto de un trabajo en equipo con la comunidad. Aquí materializamos sueños, desarrollo y competitividad”. manifestó en la presentación y ante los medios de comunicación el alcalde Jairo Yáñez, quien le apuesta a la educación como pilar fundamental del plan de desarrollo Cúcuta 2050, Estrategia de Todos.

Esta obra se logró con el impulso de Eliana Medina, secretaría de Infraestructura. El antiguo colegio fue demolido completamente para dar paso a la construcción de la nueva edificación de dos pisos; que cuenta con diez salones, dos baterías sanitarias, sala administrativa, encerramiento y andenes.

La sede fue entregada con 288 pupitres que corresponden a la dotación mobiliaria, quedando a disposición de la comunidad educativa del barrio Cuberos Niños. La institución educativa cuenta con todo lo necesario para el funcionamiento adecuado: docentes, administrativos, prestación de servicios públicos y servicios generales de aseo.

“Agradecemos a la Administración Municipal y las Secretarías de Educación e Infraestructura por contribuir a la educación. Es un gusto contar con ustedes como aliados, porque sabemos que en este nuevo colegio vamos a formar de manera integral a nuestros niños y niñas”, destacó Tatiana Sarmiento, rectora de la Institución Educativa Santo Ángel.

Por más de veinte años, los habitantes de Cuberos Niño fueron testigos de cómo el abandono del colegio, única institución educativa en el barrio, lo fue convirtiendo en el escenario propicio para el consumo de drogas, mientras los niños y jóvenes perdían la oportunidad de educarse. De hecho, este espacio era considerado como una de las ‘ollas’ más antiguas de la ciudad, lo que demuestra la magnitud del problema en el que se había convertido para su entorno.

La inversión total para esta obra fue de $1.220.990.187, transformando un sitio de alta complejidad en un colegio con las mejores condiciones, ejemplo de las obras públicas que el alcalde Jairo Yáñez ha venido desarrollando en la ciudad.

Con esta obra se ratifica el objetivo de cumplirle a las comunidades de Cúcuta, en esta oportunidad trasmitiendo un mensaje de priorización en la estrategia integral de calidad de vida y recomposición social para la ciudadanía, sobre la cual se está trabajando en los diecisiete puntos de impacto y territorios de alta complejidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *