Papá, esto es lo que quiero ser cuando sea grande

De repente mi corazón latía más fuerte en mi camino a la cima de la montaña; ese lugar de encuentro con mi niño amado. Mi Yo interior. Agilizaba mis pasos para llegar pronto a la reunión con mi Padre Eterno; a esa piedra, en medio de la nada; en el lugar que encuentro todo bajo ese cielo donde siento que se conjugan los rayos de luz Divina.

Mis rodillas en el suelo y mi mirada al cielo. Mis pies descalzos, mis manos abiertas, mi corazón vivo, mis oídos atentos y mi alma despierta.

Música tranquila que me inspira para decretar lo que quiero ser cuando sea grande. Y es que primero quiero SER antes que estar.

Quiero ser feliz, antes que estar contenido.

Quiero ser alegre, antes que estar sonriente. Cuando sea grande quiero ser arquitecto para construir mi templo de Amor.

Quiero ser el alfarero de mi vasija de barro para llenarla de paz.

Quiero ser el artesano de creaciones manuales y el sabio de escritos en verbo divino.

Quiero ser el carpintero de mi cruz, pescador de almas, pastor de mi rebaño, centinela de mi hogar y jardinero de mi rosario diario.

Quiero ser un hombre real y eso me inspira a lo que hoy quiero ser. Un padre ejemplar, no perfecto. Un esposo fiel, un hijo amoroso, un hermano comprensivo, un amigo leal, un vecino amable, un ciudadano de bien, un trabajador incansable, un servidor incondicional, unmensajero.

Quiero ser el publicista de la más grande obra de Amor que un ser humano (Jesús) haya hecho por la humanidad. Es todo lo que quiero ser.

Ahora soy mayor, pero aún me falta crecer en espíritu para ser grande, como mi papá … ¡Feliz Día del padre!

¡ Hakuna Matata !
@juanpapuchis
www.entrenatualma.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.